“Lo que yo quiero es que se haga justicia, y que acepte el IMSS la negligencia que hicieron con Juanito, que no tuvieron cuidado con lo de las escaras. Se queja todo el tiempo, no duerme, es puro dolor”, Doña Toñita, madre de Juanito. 

Así lo denunció María Antonia Estrada Romero, madre de Juanito, paciente que por negligencia padece un cuadro de infección que está complicando su salud, por ello piden justicia.

Desde finales de abril, Juan Antonio Núñez Estrada ingresó a la Clínica No.1 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) con un cuadro respiratorio grave, tuvieron que entubar y mantenerlo con oxígeno.

Juanito ha luchado para seguir a lado de su madre.

“Padece esclerosis múltiple y paraplejía”, dijo su madre. Pero ese no es lo peor del asunto, ya que pudo salir de la crisis respiratoria.

“Él llegó hace 7 días al IMSS con un cuadro respiratorio, no podía respirar, llegó con neumonía, venía grave, venía muy grave y lo entubaron, gracias a Dios al siguiente día de haber llegado le retiraron el respirador, sólo le dejaron el oxígeno”, expuso.

María Antonia Estrada Romero, madre de Juanito.

La familia pide la atención de los directivos del IMSS, del Presidente Municipal y hasta del mismo Gobernador, pues a su llegada hicieron de conocimiento del personal médico de escaras, unas lesiones que normalmente le ocurren al internar a Juanito en el IMSS, por ser tan delgado y permanecer postrado en la cama.

Medicamento con el que se atiende a Juanito.

Juanito sigue sufriendo, no por el cuadro respiratorio, sino por el descuido que tuvo de las escaras por permanecer encamado.

“Él está un tanto delicado él llegó con unas escaras que se le hicieron en Febrero que entró también con neumonía al IMSS, estuvimos cuidándolas, curándolas, hacíamos todo lo que nos decía el médico, ya iba mejorando, el día que él entra de nuevo a IMSS que lo entubaron, desde ahí ya no se le hizo ninguna curación, de hecho en el huesito dónde termina la columna, lo traía expuesto, se le veía el hueso, luego el de la pierna se le hizo honda, y luego el de la paleta traía el mismo parche que yo lo había puesto en la casa, ya traía un color verde, como con negro, y otras ya las traía destapadas dónde lo tienen en la cama”, lamentó.

María Antonia Estrada Romero, madre de Juanito.

No hubo atención oportuna para ayudar a Juanito en sus curaciones, nadie se preocupó por revisar si el joven traía lesiones en el cuerpo, que por obvias razones era necesario.

Sus amigos, como Hugo Iván González no se han apartado, han intentado hasta lo imposible por ayudar, por regalarle una sonrisa más.

La madre de Juanito dijo que, durante la noche no puede dormir el paciente, debido al dolor que le provocan las lesiones en el cuerpo, y el medicamento no es suficiente, todo por la falta de atención.

“Fue después de 5 días que un enfermero me pregunta que si tenía escaras, ya le dije yo que sí, sí tiene, lo volteamos y las escaras estaban dos veces más grandes, cuando revisamos las de la columna y la de la pierna, tenían heces fecales, tenía popó, entonces la de la espalda se hizo grandísima también, de eso se le vino una infección en sus escaras, ahorita está padeciendo calenturas, está sin oxígeno, se lo quitan y empieza a tener problemas para respirar y se lo vuelven a poner, él tiene una sonda por la nariz donde se está alimentando”, afirmó.

María Antonia Estrada Romero, madre de Juanito.

Pero la familia fue prácticamente callada, pues exigir #JusticiaParaJuanito lo único que provocó fueron represalias, a la madre de Juanito le dijeron que las únicas opciones eran meterlo a cirugía y la probabilidad de vida es nula, o la otra enviarlo a casa.

“Yo alcé la voz y les dije que le ayudarán con el medicamento, y me dijeron que era el único que tenían, me dieron pocas soluciones, que si lo metían a cirugía ya no iba a salir, o que me lo llevara a mi casa y hasta ahí. Lo descuidaron en lo de las escaras, porque de lo otro lo cuidaron rápido, ahorita sus pulmones no son el problema, el problema son las escaras que lo mantiene con dolor, yo por andar exigiendo, lo único que gané es que me lo dieron de alta, yo les digo que no estoy de acuerdo, porque yo veo a mi hijo mal”, lanzó.

María Antonia Estrada Romero, madre de Juanito.

Recuerda que la última vez que acudió al IMSS, en febrero, estuvo atendido en malas condiciones, no es la primera vez.

Juanito es muy querido, asociaciones conocen el caso, su familia pide justicia para que lo atiendan con el respeto que se merece.

Por ello solicitan la intervención inmediata de las autoridades médicas y presten verdadera atención, por lo menos que reciba una atención más humanitaria, ya que la está pasando mal, y todos los esfuerzos están en la pandemia.

“En febrero que entró por un cuadro de neumonía, me lo tuvieron en una camilla de esas amarillas, de las que traen las ambulancias, para una persona que está parapléjica, y que está tan delgadito y que cada vez que entra al seguro se le hacen escaras, y su piel está muy delgadita, cualquier roce se le provocan las escaras, y lo que más me indigna ahora es que no se le hicieron curaciones, sabían y no lo atendieron, la doctora me dijo son dos escaras, y le digo, no, son tres escalas que trae, están descuidadas las escaras”, finalizó.

María Antonia Estrada Romero, madre de Juanito.

A la mamá de Juanito la pueden encontrar por la calle Cuauhtémoc casi esquina con Valentín Gómez Farías, a las afueras del área de urgencia, o bien también puede comunicarse 6121426133.

Posted by Hugo Ivan González on Friday, May 1, 2020
Hasta Julión Álvarez envió sus buenos deseos a Juanito, desean se recupere pronto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here